Beneficios de vestir con fibras 100% naturales
Lana merino

 

1 – Regula la temperatura.

La lana merino mantiene la temperatura corporal ideal. Protege del frío y del calor, tiene propiedades termo-regulables, no propiedades térmicas. Está especialmente indicada para bebés, ya que al ser tan pequeñitos, no pueden regular ellos solitos la temperatura de su cuerpo. Las propiedades de la lana merino, hacen que se sientan arropados y confortables.

2 – Controla la humedad

La lana merino es totalmente transpirable y absorbe la humedad. Por otro lado, si la humedad viene de fuera, la lana, que contiene naturalmente algo de lanolina, repele la humedad y la mantiene fuera de la piel de tu bebé. 

3 – Mejora el sueño de los bebés 

Parece un poco exagerado, pero después de conocer e investigar sobre todos los beneficios de este tipo de lana, es súper lógico. Cuando un bebé se encuentra con buena temperatura, no tiene que usar energía para tratar de autorregularse y el resultado es un bebé más tranquilo. Un bebé tranquilo, es un bebé que duerme más y mejor. Y obviamente si el bebé duerme, los papás también.

 

4 – Es hipoalergénica y antibacteriana.

Al ser 100% natural, sin tratamiento químico, ni colorantes tóxicos la lana merino es hipoalergénica, no pica y es súper suave para la piel del bebé, incluso para los bebés sujetos a padecer de eczema.

6 – Es especialmente reconocido por su comodidad y suavidad.

La lana merino tiene fibras extremadamente delgadas (del tamaño de un cabello) y es súper suave. Lo más importante: NO PICA

7 – Se cuida fácilmente.

Gracias a un buen control de la humedad y al hecho de que la lana es muy resistente a los olores, las prendas hechas de la lana merino no se lavan tan seguido como las demás. Es suficiente colgarla al aire una noche. Si aun así quisieras lavarlas, se puede hacer en la lavadora con el ciclo lana, y se seca naturalmente de forma plana (sobre una toalla en una mesa, por ejemplo).

8 – Protege contra los filtros UV

Las fibras de lana merino protegen naturalmente de los rayos del sol.

9 – Participa al cuidado del medio ambiente.

La lana es la única fibra que la naturaleza ha creado para hacer ropa. Es 100% natural, reciclable y biodegradable. Durante su proceso de transformación no se han usado materiales tóxicos que liberan gases de carbono en la atmósfera, ni se han empleado trabajadores empleados en malas condiciones. Si te gustan estos productos es, probablemente, porque te interesa ser consciente, consumir mejor, reducir tu basura y cuidar el medioambiente en el cual evolucionarán tus hijos. Comprar lana merino es una forma de empezar, dando preferencia la calidad en la piel de tus hijos sobre cantidad.

10 – No es tóxica para la salud

No deriva del petróleo y no contiene productos químicos

Surtido de  lanas merino